jueves, 17 de enero de 2008

El coro Aleluya de El Mesías de Haendel


El coro Aleluya es una de las obras más conocidas de Haendel. Pertenece a su oratorio El Mesías. Un oratorio es una sucesión obra formada por una sucesión de arias, coros y recitativos escrita para cantantes solistas, coro y orquesta. Es un drama musical basado en un tema religioso, pero no tiene representación escénica, por lo que un solista suele aparecer en el papel de narrador.

Haendel nació en Alemania y estudió en Hamburgo e Italia. Se estableció en Inglaterra con 27 años, donde desarrolló toda su carrera. El oratorio El Mesías lo compuso en el verano de 1741, en tiempo récord: unas tres semanas. Se estrenó en el New Music Hall de Dublín el 13 de abril de 1742, generando cierta polémica por tratarse de una obra religiosa e interpretarse en un teatro. A partir de 1750 fue muy admirada, y se representa, desde entonces, año tras año. Haendel utilizó un libreto de Charles Jennenes para su composición, que toma textos del Antiguo Testamento y del Apocalipsis.

Está escrito para un cuarteto de solistas (soprano, contralto, tenor y bajo, aunque en algunas ocasiones la voz de contralto es sustituida por un contratenor), coro y orquesta, con sección de cuerdas frotadas con bajo continuo, timbales e instrumentos de viento. Haendel escribió a lo largo de su vida diferentes versiones de El Mesías que se diferencian, sobre todo, en la instrumentación de viento y en la selección de movimientos, quedando algunas versiones más reducidas.

El Mesías está dividido en tres partes:
  • La primera tiene por tema el Adviento, apareciendo recitativos basados en el texto de la Anunciación, coros que intentan reflejar el sentimiento del pueblo y arias. Los textos están basados en el Libro de Isaías. El oratorio empieza con una obertura francesa (sección lenta con ritmo apuntillado y sección rápida con estilo contrapuntístico).
  • La segunda parte está basada en la Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo y termina precisamente con el coro Aleluya.
  • La tercera parte muestra la victoria de Cristo ante la muerte y hace mención al Juicio final.
El coro Aleluya es el fragmento más conocido de este oratorio. Su texto, obtenido gracias a esta entrada, es el siguiente:


(Revelation 19:6?)
Hallelujah, for the Lord God
Omnipotent reigneth, Hallelujah!

(Revelation 11:15)
The Kingdom of this world is become the
Kingdom of our Lord, and of His Christ;
and He shall reign for ever and ever,
Hallelujah!


(Revelation 19:16)
King of Kings, and Lord of Lords, and
He shall reign for ever and ever,
Hallelujah!



(Apocalipsis 19:6?)
¡Aleluya, porque el Señor Dios
Omnipotente reina, Aleluya!

(Apocalipsis 11:15)
El reino de este mundo se ha
convertido en el Reino del Señor y su
Cristo, Él reinará por siempre jamás
¡Aleluya!


(Apocalipsis 19:16)
Rey de reyes, Señor de señores,
reinará por los siglos de los siglos,
¡Aleluya!.



Al comentar Haendel la composición de este coro dijo que: "He creído ver el Paraíso frente a mí y al gran Dios sentado en su trono con su compañía de Ángeles". Musicalmente, está escrito para coro y orquesta, en la que se distingue, entre todas las versiones, siempre la sección de cuerda con bajo continuo y trompetas, cuyo sonido da imagen de realeza y fortaleza. Está en Re mayor y el tempo es allegro. La relación del texto y la música es significativa: la primera estrofa aparece primero en homofonía, lo que produce claridad y rotundidad al texto, mientras que el texto "He shall reign for ever and ever" aparece en contrapunto imitativo, para simbolizar una duración infinita, que nunca acaba.

El texto "King of Kings, and Lord of Lords" está repetido, cada vez más agudo, en homofonía en las dos voces femeninas del coro, mientras que las masculinas acompañan con "for ever and ever". Se distingue claramente una célula asociada en el coro al texto "Hallelujah", que aparece constantemente en todo el movimiento y que es lo que todos recordamos de él. Hay un claro simbolismo de lo terrenal y lo humano en el descenso melódico, en homofonía, con el texto "The Kingdom of this world" (El reino de este mundo), que provoca contraste con "the Kingdom of our Lord" (el Reino del Señor), que evoca de nuevo la Gloria.

Se pueden encontrar muchos vídeos de este coro y con diferentes versiones, como esta versión con el texto en alemán, esta versión por el Bethany College Choir (el órgano se oye demasiado), esta versión con la partitura del coro (para poder seguirla y distinguir, por ejemplo, las diferentes texturas utilizadas), esta versión por el Saint Severin Choir (con un ruido de fondo un poco molesto)... La partitura se puede conseguir gracias a esta entrada en el blog Música coral, una pasión. Hay más información sobre El Mesías en esta página y en Youtube hay varios vídeos de otros movimientos del oratorio, como por ejemplo:
¿Algún ejemplo mejor, enlace roto, información adicional? Se acepta gustosamente cualquier tipo de aportación.

Añadido: Haendel es uno de los compositores de música clásica más oídos hoy en día y hay mucha gente sin saberlo. Su himno "Zadok, el sacerdote", uno de los cuatro himnos que compuso para la coronación del Rey Jorge II de Gran Bretaña en 1727, ha sido adaptado y adoptado como himno de la Liga de Campeones.

3 comentarios:

  1. Me incluyo entre las ignorantes (y eso que soy ferviente admiradora de Händel, pero no del fútbol). Gracias por la información, que seguro que a mis alumnos les va a interesar ahora que andamos terminando el Barroco.

    ResponderEliminar
  2. Gracias a tí por el comentario, Marian. Este parecido suele gustar a los alumnos por curioso, aunque tardan un rato en darse cuenta y casi siempre hay que escucharlo dos veces!

    ResponderEliminar
  3. Gracias por tu artículo. Sencillo y completo. Los videos a los que remites son buenos y me han venido de perlas, especialmente los que visualizan la partitura.

    ResponderEliminar